domingo, 8 de febrero de 2009

HISTORIA - Antecedentes


El Teatro de Títeres El Retablo de las Maravillas fue creado en 1978 en la ciudad de Santa Fe, República Argentina, para dar continuidad, en forma independiente, al Teatro de Muñecos de la Universidad Católica de Santa Fe (TMUCSF), cuya actuación pública fue restringida por las autoridades de esa institución académica. El TMUCSF había sido creado un par de años antes como parte de la cátedra de Seminario de Investigación Literaria, a cargo del Prof. Oscar H. Caamaño, dedicada a la literatura para niños, a partir de un cursillo desarrollado por el titiritero invitado Matías Rodríguez. Como resultado del mismo se presentaron las creaciones colectivas: En el fondo del jardín y El mago de los sueños, elaboradas a partir de canciones tradicionales. La experiencia despertó el interés del grupo, de modo que sus integrantes decidieron darle continuidad proponiendo la creación de un elenco en el ámbito de la Facultad de Letras de la Universidad, iniciativa bien acogida por la Decana, Profesora Aída del Carmen Spadaro, que dio por resultado la creación del Teatro de Muñecos de la Universidad Católica de Santa Fe en 1977. Integraban el grupo Nora Carelli, Marta Koch, María Cristina Pepe, Teresita Devallis, Matías Rodríguez y Oscar Caamaño. Con la intervención de algunos docentes y alumnos avanzados y la asesoría de Marías Rodríguez, la primera iniciativa fue la de desarrollar un curso para universitarios que convocó a un grupo de estudiantes y jóvenes inquietos del medio santafesino. Mediaba el mismo cuando la Vicerrectora de la Universidad, Profesora Arteaga Mosca convocó al Director del TMUCSF para comunicarle que debía circunscribir la actividad del Teatro al interior de su cátedra. Corría el año 1978. Por entonces, en pleno Proceso Militar, se cerraron en Santa Fe el Teatro de Títeres de la Provincia, a cargo del Profesor Domingo Sahda, y un tiempo después, luego de una intensa labor y de dos festivales nacionales, también se desactivó el Teatro de Títeres Municipal. Los inquietos integrantes del TMUCSF consideraron que la limitación no justificaba la permanencia como un órgano universitario al verse imposibilitado de expresar aquello para lo cual había sido creado y resolvieron conformar un grupo independiente, inspirándose en la extensa tradición que había llevado al teatro santafesino a convertirse en una expresión vigorosa y representativa de la cultura local. En la imagen, prsonajes del Teatro de Muñecos de la Universidad Católica de Santa Fe.

Matías Rodríguez integró el primer elenco como asesor.


1 comentario:

  1. hola soy axel el amigo de camilo rodriguez el hijo de matii!!

    ResponderEliminar